Nos gusta el marketing

El departamento de marketing suele ser el primer objeto de recorte presupuestario en las empresas en tiempos de crisis, lo cual, aún entendiendo que en malos momentos hay que recortar de todas partes, no nos parece lo más acertado. Quizás es simplemente el momento de agudizar el ingenio creativo para hacer lo mismo, mejor y con menos presupuesto.

Dicho esto, nos hemos acordado de una de las acciones de marketing más directo que hemos hecho en Daute pero que tuvo un rendimiento increíble con una inversión bajísima. Cuando en 2005 montamos nuestra imprenta casi todos nuestros clientes se vinieron a imprimir con nosotros, salvo uno que además de ser cliente era un buen amigo.

La confianza con el cliente era total, y tenía como coletilla con cada encargo “sacarme este trabajo, que si no lo saco, me cortan los huevos”.

Se nos ocurrió mandarle una caja de cartón con huevos de chocolate dentro y unas tarjetas, cada una con una frase relacionada con huevos: “porque juntos podemos hacer un huevo de cosas”, “porque ponemos a tu disposición un huevo de profesionales”, “porque nos vamos a dejar los huevos por tu trabajo”, “porque esto no os costará un huevo” y así… hasta la última tarjeta que decía, “por tus huevos, vente a imprimir con nosotros”.

¿El resultado? nos lo ganamos. ¿Los costes? la caja, tarjetas y huevos de chocolate unos 30 euros. ¿La repercusión? solo en lo que quedaba de año llegó a facturar 30.000 € (un 100.000%!!). Sin duda nos gusta el marketing y más si es tan efectivo.